Padres de estadounidense capturada por el grupo Estado Islámico confirman ejecución

eigringa-

Los padres de una estadounidense capturada por el grupo Estado Islámico dijeron que les notificaron la muerte de la mujer.

Carl y Marsha Mueller, padres de Kayla Jean Mueller, dijeron en una declaración el martes que les informaron que su hija murió.

La Casa Blanca también emitió una declaración en la que confirmó la muerte. Dijo que la familia recibió un mensaje privado de sus captores durante el fin de semana. La información del mensaje fue autenticada por los servicios de inteligencia.

“Nos apena comunicar que hemos recibido confirmación de que Kayla Jean Mueller perdió la vida”, dijo la declaración de la familia. “Kayla era una humanitaria compasiva y aplicada. Dedicó toda su corta vida a ayudar a quienes necesitaban libertad, justicia y paz”.

El presidente Barack Obama afirmó que Mueller, que trabajó con los refugiados sirios, “era ejemplo de todo lo bueno en este mundo”.

“No importa lo que tarde, Estados Unidos hallará y llevará ante la justicia a los terroristas responsables del cautiverio y muerte de Kayla”, afirmó el presidente.

La Casa Blanca dijo que Obama habló con los padres de la víctima y les ofreció sus condolencias y oraciones.

El grupo extremista dijo el viernes que Mueller, de 26 años y de Prescott, Arizona, murió durante un ataque aéreo jordano.

El gobierno de Jordania lo desmintió por considerarlo un golpe de propaganda. Las autoridades estadounidenses dijeron no haber visto ninguna evidencia que confirmara el anuncio de los milicianos.

Mueller era la única rehén estadounidense conocida en poder del Estado islámico. Fue tomada cautiva en agosto del 2013 cuando salía de un hospital en Siria y su identidad se mantuvo en secreto por temor a poner en peligro su seguridad.

La víctima, con domicilio en Prescott, Arizona, es el cuarto estadounidense que muere en cautiverio del Estado Islámico. Los otros tres —los periodistas James Foley y Steven Sotloff y el trabajador de asistencia Peter Kassig— fueron decapitados por los extremistas.

El periodista Austin Tice, de Houston, Texas, desapareció en agosto del 2012 cuando reportaba sobre la guerra civil siria. No se sabe quién lo tomó cautivo, pero su familia dijo que no parece ser ni Estado Islámico ni el gobierno de Siria.

El viernes, Estado Islámico dijo que Mueller murió en un ataque aéreo jordano. Jordania, que ha lanzado una oleada de ataques en los últimos días en represalia por el asesinato brutal de un piloto capturado, lo negó.

El secretario de estado John Kerry afirmó que Estados Unidos está firme en su resolución de derrotar a los extremistas, un grupo que calificó de “insulto flagrante al mundo civilizado”.

El senador republicano John McCain, que representa al estado de Mueller, Arizona, dijo que “los pensamientos y plegarias del pueblo de Arizona, Estados Unidos y el mundo civilizado acompañan a la familia Mueller en esta hora terrible”.

La familia dijo que la mujer se graduó en la Northern Arizona University en 2011 después de solo dos años y medio. En diciembre del 2012 viajó a la frontera turco-siria para trabajar para varios grupos humanitarios, inclusive Support to Life y el Consejo Dinamarqués para Refugiados.

Mueller también trabajó para organizaciones de asistencia en India, Israel y los territorios palestinos, como también en una clínica para enfermos de VIH/SIDA y un refugio para mujeres en Arizona.

“Estamos muy orgullosos de la persona que fue Kayla y el trabajo que hizo mientras estuvo aquí entre nosotros”, dijo su familia. “Tuvo un propósito en su vida y nos esforzaremos todos los días para rendir homenaje a su legado”. (AP)

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *